HEAD hace claridad frente a algunos hechos y situaciones frente a la contratación de personal asistencial en misión.

Teniendo en cuenta el malestar generado al interior de la Empresa Social del Estado, E.S.E Hospital Eduardo Arredondo Daza y que trascendió a los medios de comunicación, relacionado con la contratación de nuestro personal asistencial, nos permitimos hacer varias precisiones:

1-    Que el Hospital Eduardo Arredondo Daza, representado por funcionarios del nivel directivo y asesores jurídicos,   se reunió con delegados del Ministerio del Trabajo, personal directivo de la empresa de empleos temporales contratada y delegados de los trabajadores de la E.S.T representados además por su abogado, para analizar los desacuerdos surgidos en razón de la prestación de servicios de carácter asistencial a la ESE Hospital Eduardo Arredondo Daza.

2-    En desarrollo de dicha reunión y con las pruebas sumarias que allí fueron aportadas se concluyó que hasta la fecha, la empresa de empleos temporales contratada por la E.S.E HEAD ha venido cumpliendo con el pago de salarios y seguridad social y demás obligaciones patronales de acuerdo a la base salarial establecida presupuestalmente por el Hospital Eduardo Arredondo Daza para su personal asistencial en misión.

3-    Que la póliza personal de responsabilidad civil para profesionales de la medicina es un mecanismo de protección del paciente, la entidad y del profesional médico frente a los eventuales daños que puedan causar en el desarrollo y ejercicio de su actividad profesional y tiene como propósito indemnizar los perjuicios ocasionados por errores u omisiones con ocasión de la prestación de un servicio médico por los cuales el asegurado sea civilmente responsable.  La obligatoriedad de adquisición de dicha póliza se configura como política general de vinculación de personal médico de todas las entidades prestadoras de servicio de salud en el país, tanto pública como privada.

4-    De la reunión sostenida con delegados del Ministerio del Trabajo, personal directivo de la empresa de empleos temporales contratada y delegados de los trabajadores de la E.S.T representados además por su abogado, se estableció que no es cierto que existan fondos irregulares de ahorro o captación indebida de dinerosen desmedro de los intereses y/o bienestar de los trabajadores en misión.

5-    La empresa contratista de empleos temporales se acogió a lo estipulado en el Código Sustantivo del Trabajo en lo referente a los plazos establecidos en la ley para el pago de los salarios y demás prestaciones sociales a la que tiene derecho los trabajadores en misión, esto es, pagar la liquidación de prestaciones sociales una vez el  contrato vigente termine.

6-    Finalmente, el Hospital Eduardo Arredondo Daza se acoge a las normas legalmente establecidas en el ordenamiento jurídico colombiano en cuanto a contratación de personal en misión.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *